Me van a pesificar a 1,40+CER?!?

Estos últimos dos meses de silencio de blog fueron tremendos!!!

La mediocridad y el improvisamiento del gobierno de Cristina Fernández con el tema cambiario es muy funny [but not ha-ha funny]. Para empezar, decidió que el mejor esquema cambiario era el crawling peg de facto que tenemos desde que asumió Marcó del Pont. A medida que se acercaron las elecciones la gente se fue corriendo al dólar “por si las moscas” y el banco central empezó a vender lechuga para calmar los ánimos.

En agosto, el congreso norteamericano decidió jugar a la ruleta rusa, el mundo se puso risk-off y ahí la cosa se puso peluda en serio. La fuga de capitales saltó de los USD 2000 M mensuales de mayo-julio a ~USD 3500 M mensuales a partir de agosto. El BCRA tiró con munición gruesa: vendió USD 1200 M en agosto, 1500 en septiembre y 2100 en octubre. Pero a pesar de la fuerza del central, la fuga parecía una ola imparable: en los primeros 10 meses de 2011 salieron USD 23.000 M, el mismo monto que en todo 2008 [crisis del campo, Lehman y nacionalización de las AFJP incluidas]. Por supuesto, esta cifra es súper back-of-the-envelope, porque el BCRA decidió posponer la publicación del informe trimestral del MULC. No sea cosa que en una democracia el gobierno le brinde información a la gente!



Pero a principios de septiembre Marcó del Pont, preocupada por la obvia caída de reservas que no alcanzaba a encubrir con swaps cambiarios, encontró otro balloon para inflar: los futuros de dólar. Parecía mágico, “No te vendo los dólares hoy sino a 1, 2 o 3 meses, freno la depreciación del peso y no pierdo un centavo de reservas, espectacular!”. Pero había un truco [siempre hay un truco], y era a qué tasa ibas a vender esa lechuga. Y la respuesta del central fue heavy metal: te vendo lechuga a un mes al mismo precio que la conseguís hoy. Holly mother of hot potatoes!! Free Money!!!

Hay veces que es muy evidente cuando regalan dinero público y esta era claramente una de esas veces: podías hacer una colocación en pesos, digamos al 15% anual, y en un mes tener congelado el precio del dólar, así que te llevas la ganancia limpita en moneda dura. Por supuesto que podes meterle leverage y ahí sí que sos como un nene en Disney World. Ante semejante bocadito, todos se tiraron a vender dólares y recomprarlos a futuro [Remember: free money!!]. Con el tiempo la tasa implícita del 0% que regalaba el BCRA empezó a subir, pero el balloon seguía inflándose.



Como pueden ver en el gráfico, parece que se coparon con eso de patear el problema para adelante, porque desde septiembre el banco central sistemáticamente vendió más dólares a futuro que en el spot. Alguno me dirá “pero Cookie, esos contratos tienen settlement en pesos, el BCRA no tiene que ponerse con los verdes”. El tema es que al momento que vence el contrato vas a tener un salto en la demanda de dólares por parte de los tipos que habían comprado los futuros. Entonces el central tiene tres opciones:

1) Que ajuste el precio! Que suba el tipo de cambio!
2) El BCRA se pone con los verdes, sostiene al tipo de cambio y se come otro bajón de reservas
3) El BCRA vuelve a patear el problema, vendiendo más futuros a estos pibes a los que se le vencen los contratos hoy, a plazos que van entre 1 y 6 meses.

Y por supuesto el gobierno decidió patear el problema para adelante. Así que ahora el stock de dólares vendidos a futuro por el BCRA estaría arriba de los USD 4000 M*, un vagonazo de plata que supera cómodamente los USD 3500 M de swaps en dólares pactados con entidades financieras del exterior para maquillar la caída de reservas.

Pero no era suficiente, no alcanzaba con tener estos frentes abiertos y entonces después de las elecciones decidieron solucionar todo espantado a la gente con depósitos en dólares. Fantástico! Después de todo, quién necesita esos USD 14.000 M?!?

Dio la impresión de “quiero anunciar un paquete de control cambiario al otro día de las elecciones, pero mejor lo hago de a poco para no avivar giles” y el efecto fue el opuesto: se generó la expectativa de que estamos en pleno proceso de anuncios de nuevos controles cambiarios. Entonces la acción racional fue salir del sistema y ver qué onda desde afuera. Anunciaron que las mineras y petroleras tenían que liquidar todas sus exportaciones [nadie dijo nada], obligaron a la aseguradoras a repatriar sus inversiones en el exterior [todo ok], obligaron a liquidar divisas en MULC a quien compre en el país un activo [esto se pone fishy], llevaron a la policía y personal de la AFIP a casas de cambio para sacara a los “coleros” [¿qué onda tanto operativo?], eliminaron de facto el cupo de USD 2 M mensuales a la mayoría de empresas al poner un requisito en base al patrimonio neto y muuucha documentación [ok, van por las empresas, are we people safe?], ponen como requisito la autorización previa de la AFIP para toda compra de moneda extranjera, sin importar el monto [No puedo comprar USD 100??? WTF??? Ahhhh, se viene el corralito!!! Nos va a pesificar a 1,40 + CER!!!! Run, run for your life!!!].

No sé como será la vida en Júpiter, pero en el planeta Tierra, cuando la gente se pone nerviosa y va a sacar sus ahorros de los bancos en masa, las autoridades hacen un gran esfuerzo por restablecer la confianza. Por lo general ese esfuerzo no implica mandarlo a Moreno a amenazar a todo aquel que piense comprar dólares [importadores, empresas que pagan dividendos] y a todo aquel que podría venderlos [cualquiera en la rueda de comercio exterior]. Tampoco da mucha confianza que cierren de facto las importaciones una mañana y esa misma tarde den marcha atrás por un piquete de los despachantes de aduana.

Mientras tanto en la tele aparecen talking heads oficialistas diciendo que todas estas medidas apuntan a formalizar la economía. Come on!!! No sé bien a quién me hacen acordar más: a Aníbal Fernández justificando la intervención del INDEC por el sesgo en el quinto decimal del IPC (y una discusión filosófica sobre los índices de precios y los índices de costo de vida) o a Domingo Cavallo cuando anunció el corralito para bancarizar la economía. Mucha gente no dudó: se viene un corralito y nos va a embocar a todos! Otra vez: Run, run for your life!!!

Seamos claros: este gobierno es mediocre, improvisado y recontra patético. Es como ver a Bill Gates en Constitución peleándose con un linyera por una monedita tirada en la vereda. Primero no entendés nada y después pensas “este se fue al pasto”. Qué necesidad de mostrarse tan desesperado?

De todas formas, hay algunas señales positivas:

1) Dejaron que suba la tasa de interés en pesos [face it, las tasas negativas no duran por siempre]
2) Permitieron a los bancos tener sus dólares para facilitárselos a los clientes que retiren depósitos y así calmar la ansiedad [sólo se demoraron dos semanas con una fuga de USD 1500 M, menos reflejos que Mr Magoo]

Pero crucemos los dedos, capaz que mañana se copan y coordinan las medidas para que no nos tengamos que comer un ajuste recesivo por su inoperancia. No era que estaban en contra del ajuste? Put your money where your mouth is!!!

Mientras tanto, en Nueva York la apuesta en boga es que mañana Cristina se levanta cruzada y desdobla el mercado cambiario. Me hacen acordar a ese viejo post en el que marcaba paralelismos con la Argentina de los 60s. Miren la tasa de interés implícita de los NDFs a un mes: pasa de más o menos BADLAR, a más o menos BATSHIT.



Pórtense bien. Slds!!!




*Este dato es súper secreto, pero estaría validado no sólo por las estimaciones de Cookie Monster, sino de toda Sesame Street. En el gráfico tienen las ventas acumuladas, pero tengan presente que los futuros van venciendo y se van rolleando, así que la suma no es tan straightforward como con las ventas spot. Además, en este caso el BCRA revela poquísima información así que todo se complica un poco más.

13 comentarios:

Bull Spread dijo...

Excelente crónica. Va a estar movido diciembre.

Anónimo dijo...

Que groso que sos!!! Excelente post!!!

Matías dijo...

Cookie, muy bueno el post.

Un comentario nomás: el mercado de futuros es básicamente BCRA-Sistema bancario privado, hay bastante poco de lo que podríamos llamar contratos "forwards" que serían cuando el banco se da vuelta y vende las compras al BCRA al resto de los mortales.

En caso de que esto fuera cierto (y lo es), es improbable que el vencimiento de los futuros se traduzca en demanda en el spot, ¿por qué? porque los bancos tienen un límite para el stock de activos externos que pueden tener en corresponsales del exterior (Posición General de Cambios). Ahora bien, en el improbable caso de que eso sucediera, esas compras irían a parar a los depósitos en BCRA, i.e. a las reservas de nuevo.

Espero que haya sido claro y a ver qué me cuenta.

Abrazo!

leno. dijo...

Alto post!

martin dijo...

cuales son las fuentes de los graficos?
muy buen post.

Anónimo dijo...

Excelente post! Donde puedo encontrar la serie de compras netas de BCRA en el M° cambiario spot y fwd?

Anónimo dijo...

Moy bueno

Nicolas dijo...

quien esta pagando 57 x un ndf? De donde sale la info, y mas importante, xq lo haria?
Que estan esperando? Una devaluación brutal?

Cookie Monster dijo...

Gracias a todos los que comentaron con muy buena onda!!!

Mati, yo manejaba la premisa de que hay mortales del otro lado de los trades, en especial después de que el BCRA les empezó a pedir a los bancos el CUIT de los clientes de cada operación. Cual decís que es la proporción de humanos en la otra punta de las operaciones?

Martin, la fuente de los gráficos son: 1) BCRA; 2) BCRA [spot] & my own effort [fwd]; 3) Bloomberg.

Nicolas, no sé quién pagó 57% en NY, pero pasó y es fácilmente verificable para cualquiera con Bloomberg. Qué esperan? Como puse al final del post, la apuesta sería a una fuerte separación del tipo de cambio EMTA [que setea los NDFs] de la 3500 del BCRA…

Slds!!!

Matías dijo...

Cookie,

Según io sé el volumen de venta de futuros de dólar del BCRA se opera en su enorme mayoría en el MAE, o sea que su contrapartida son los jugadores del sistema financiero. Después los bancos del sistema hacen contratos over the counter. La info. de los stocks de la posición a término está en el informe del mercado de cambios: fijate que a fin del I trim de 2011 los bancos estaban comprados por 870 palos en MAE (poco se mueve en ROFEX) y vendidos por 350 en OTC.

Habría que ver entonces cuánto de esos 7.000 palos que manejás de ventas netas del BC fluyó a manos de los humanos o si son los bancos cubriéndose y aumentando su posición comprada. Ya lo veremos cuando publiquen el informe.

Espero no haber pifiado a nada en lo escrito, quizás me mareé un toque.

Abrazo che!


PS: hasta hace unos meses tenía la inside info del BC desagregada por ámbito de concertación pero ya perdí mi posición de privilegio, así que no queda más que andar advinando.

Matías dijo...

(admito que quizás exageré cuando dije en el primer comentario que "bastante poco" va a manos de los mortales siendo que son 350 palos de 870 comprados).

Tincho dijo...

Mas allá del tema de los datos, me queda la siguiente sensación "volve Redrado". O sea, esto me hace acordar mucho a la situación post Lehman en la que después de contener el tipo de cambio vendiendo y operando a futuro el BCRA luego lo fue acomodando al alza.

Reconozco que la situación no era la misma (menos inflación acumulada, no había elecciones, etc), peeero esta forma de operar el BCRA me deja un trago amargo. Espero que a futuro puedan manejar la situación mejor.

Cookie Monster dijo...

Gracias por la data Mati, veremos qué onda cuando los datos posta se hagan públicos.

Tincho, yo creo que el nivel de improvisación y amateurismo de Marcó del Pont es algo que no se veía en el BCRA en décadas [en el MEcon sí estaba más visto].

Slds!!!